Icaza Coronel Jorge

Jorge_Icaza

Escritor quiteño nacido el 10 de junio de 1906, hijo del Sr. Antonio Icaza Manzo y de la Sra. Amelia Coronel Pareja.

Todos sus estudios los realizó en su ciudad natal: La primaria en una pequeña escuela cercana a su casa, y la secundaria en los colegios San Luis Gonzaga, San Gabriel y finalmente Nacional Mejía, donde en 1924 obtuvo el título de Bachiller.

Dos años más tarde empezó a estudiar arte dramático y declamación, e incursionó, aunque con poco éxito, en la actuación teatral, haciendo carrera en la Compañía Dramática Nacional durante algunos años. Fruto de sus experiencias en dicho campo empezó a escribir y a publicar sus primeras obras teatrales: “El Intruso” (1929), “La Comedia sin Nombre” (1930), “Por el Viejo”, “Como Ellos Quieren” y “Cual Es” (1931), y “Sin Sentido” (1932).

En 1933 cambió el género teatral por el relato y publicó “Barro de la Sierra”, colección de cuentos en la que hace aparecer, por primera vez, al indio como personaje central de la obra. Al año siguiente publicó su obra más notable y una de las más importantes de la literatura ecuatoriana: “Huasipungo”, en la que se reveló como denunciante y acusador de los graves problemas sociales que sufre el indio de nuestra serranía. Esta obra ha sido traducida a más de cuarenta idiomas y se hicieron ediciones especiales para niños y para no videntes. Con relación a ella, en 1964 fue acusado por el escritor G. Humberto Mata de ser un plagio de sus obras Intihuatana o Sol Amarrado, Sal, Sumag Allpa y otros documentos.

En 1948 volvió a tratar los temas indigenistas y publicó “Huairapamushcas”, aunque ésta no alcanzó el éxito de la primera.

Además de las obras mencionadas anteriormente, entre sus publicaciones se destacan: “En las Calles”, novela con la que obtuvo en 1935 el Premio Nacional de Novela en el concurso organizado por el Grupo América; “Cholos” (1938), “Media Vida Deslumbrados” (1942), “Seis Relatos” (1952), “El Chulla Romero y Flores” (1958), y “Atrapados” (1973). Estas dos últimas están consideradas por muchos como sus mejores novelas.

Casi toda su vida la dedicó al trabajo literario, y gracias a su acervo fue nombrado Adjunto Cultural en Buenos Aires y Embajador del Ecuador en Moscú.

Jorge Icaza, el novelista ecuatoriano más comentado y discutido en los últimos tiempos, murió en la ciudad de Quito el 26 de mayo de 1978.

Compartir

También puedes revisar